Apoyará SADER ganadería nacional con fortalecimiento del sistema de identificación y trazabilidad

Guadalajara, Jal., 31 de mayo de 2019

Un sistema de trazabilidad, como el que tiene México, permite conocer el proceso de un producto cárnico desde su origen hasta el punto de venta, lo que conlleva ventajas para proteger la producción del sector pecuario y dar garantías de inocuidad a consumidores y socios comerciales.

Organiza la coordinación general de Ganadería de la Sader el taller “Sistema de Identificación y Trazabilidad del Ganado 2019-2024”, con la participación de 46 uniones ganaderas regionales y la nacional de la CNOG y operadores del SIINIGA en todo el país.

La Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader), a través del Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (Senasica), fortalecerá el Sistema Nacional de Identificación Individual de Ganado (SINIIGA) para el periodo 2019-2024.

Esto permitirá focalizar y atender oportunamente los riesgos zoosanitarios, por presencia de contaminantes o enfermedades en productos de origen animal, así como proteger de manera más efectiva la producción nacional, la salud de la población y el comercio internacional, afirmó el coordinador general de Ganadería, David Monreal Ávila.

Durante el taller “Sistema de Identificación y Trazabilidad del Ganado 2019-2024”, el funcionario federal señaló que la aplicación de un sistema de trazabilidad genera beneficios como la localización rápida y facilitar la definición de responsabilidades frente a una emergencia sanitaria o de inocuidad, lo cual da certeza al consumidor y contribuye a preservar la salud pública.

Estamos hablando, dijo, de generar un registro de datos de cada una de las etapas del proceso de producción, con la finalidad de tomar decisiones para garantizar la cadena productiva en materia de sanidad e inocuidad de los alimentos.

Además, la trazabilidad brinda una oportunidad comercial para la diferenciación de productos por calidad asociada a marcas y denominación de origen, lo que contribuye a dar confianza a los socios comerciales de México y potenciar la exportación de cárnicos, precisó.

Ante el Consejo Directivo de la Confederación Nacional de Organizaciones Ganaderas (CNOG), encabezado por su presidente, Oswaldo Cházaro Montalvo, los directivos y productores de las 46 Uniones Ganaderas Regionales, y operadores del SIINIGA en todo el país, David Monreal explicó que hay dos razones principales para poner marcas o dispositivos de identificación en los animales: la prueba de propiedad y la rastreabilidad.

Detalló que el sistema de identificación animal en nuestro país le asigna a cada animal un número único que lo acompaña a lo largo de su vida y permite dar seguimiento a sus movimientos, lo que representa una herramienta sustancial para el control de la sanidad animal y la salud pública.

En este sentido, expresó, se tiene dejar claro que todo bovino o colmena que sea movilizado o comercializado dentro del territorio nacional, deberá contar de forma obligatoria con el dispositivo de identificación oficial.

Cabe señalar que dentro del marco de este Taller “Sistema de Identificación y Trazabilidad del Ganado 2019-2024”, el coordinador se reunió con los presidentes de las Asociaciones Ganaderas de Registro para afinar la estrategias de la operación comercial en la adquisición de vaquillas y sementales dentro del Programa Crédito Ganadero a la Palabra.

Con la representación del titular de la Sader, Víctor Villalobos Arámbula, el coordinador general de Delegaciones, Ramón Osuna Quevedo, invitó a los ganaderos a trabajar por el desarrollo y abasto de alimentos para el país.

Subrayó que el SINIIGA es un bien público que se debe fortalecer, ya que la sanidad y la inocuidad son indispensables para el desarrollo de la ganadería y de los productores.

A su vez el presidente de la CNOG, Oswaldo Cházaro Montalvo, reiteró el compromiso de la organización que encabeza y de los ganaderos organizados de México de trabajar con los tres órdenes de gobierno en favor de la ganadería del país y de los pequeños y medianos productores.

Señaló que hoy en día la identificación individual de los animales, desde su origen, es una herramienta indispensable para la movilización y el control zoosanitario en México, coadyuvante en el control del abigeato, indispensable para la exportación  de cárnicos y ganado en pie, además de que permite la planeación y evaluación de programas de apoyo del sector pecuario a nivel federal o estatal.

Mencionó que, paralelo a estas actividades, la CNOG desarrolló el Registro Electrónico de la Movilización (REEMO), y lo ofreció de manera gratuita a los ganaderos del país, para ser el tercer eslabón del Sistema Nacional de Trazabilidad, ya que verifica y valida la tenencia del ganado, su identidad y la movilización entre zonas de diverso estatus sanitario, lo cual permite evitar que ganado con restricciones sanitarias se mueva a zonas libres.

En el evento estuvieron presentes el director general de Salud Animal del Senasica, Juan Gay Gutiérrez; el secretario de Agricultura y Desarrollo Rural de Jalisco, Alberto Esquer Gutiérrez, en representación del Gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro Ramírez, y el secretario de la Comisión de Ganadería de la Cámara de Diputados, diputado Roque Luis Rabelo Velasco, entre otros.

Texto y Foto: SADER