En el último periodo ordinario, los debates deben ser amplios, exhaustivos y de alta calidad: Marcela Guerra Castillo

Ciudad de México, 1 de febrero de 2024

La presidenta de la Cámara de Diputados subraya que las y los diputados quieren ser productivos y sacar los dictámenes pendientes

Expresa su deseo de que las próximas elecciones ocurran y concurran en paz

La presidenta de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados, Marcela Guerra Castillo, aseveró que los debates que se den en el Pleno, en el último periodo de sesiones ordinarias de la LXV Legislatura que inicia este 1 de febrero, deben ser amplios, exhaustivos y de alta calidad.

“Que se dé esa apertura para escuchar a los demás en el punto y en el contrapunto; entonces, yo espero que los debates sean de la más alta calidad porque los mexicanos nos ven todos los días a través de los medios de comunicación y del Canal del Congreso”, externó en declaraciones a los representantes de los medios de comunicación.

“Nosotros vamos a buscar impulsar, desde el Reglamento, que haya más argumentos y menos insultos, o más bien, cero insultos”, abundó.   

Guerra Castillo enfatizó que en este último periodo ordinario las y los integrantes de la LXV Legislatura “queremos ser productivos y sacar muchos dictámenes que están ahí esperando ser dictaminados por las y los diputados”.

Apuntó que se recibirán las iniciativas que envíe el Ejecutivo Federal, y corresponderá a la Junta de Coordinación Política proponer cómo se van a procesar las propuestas del presidente de la República. “Se van a conocer, se van a discutir y, en su caso, se van a aprobar o no en el Pleno”.

La diputada presidenta comentó que está pendiente abordar los mandatos judiciales, cuyo plazo para para sacarlos y dar resultados es hasta el 30 de abril. “Y tenemos, por supuesto, lo que enlisten las propias diputadas y diputados en este periodo que es el último año”.

Al ser consultada sobre el tema de la seguridad en el marco de las elecciones de este año, la legisladora comentó que “el Estado debe ser garante de la seguridad de las ciudadanas y ciudadanos; asimismo, debe ser garante de que haya una elección pacífica y completamente vigilada”.

“Y el INE debe de hacer su tarea, organizar esa elección y también buscar impulsar que el Estado haga lo conducente en materia de seguridad”, agregó.

Finalmente, expresó su deseo de que las próximas elecciones ocurran y concurran en paz “y con garantías para los que van a votar y también para los que van a ser votados”.

Texto y Foto: Cámara de Diputados