Gran Angular | Raúl Rodríguez Cortés

¿Bajará la gasolina el lunes?

La ya casi olvidada celebración de la Expropiación Petrolera volverá a tomar relevancia entre las efemérides nacionales el próximo lunes 18 de marzo, a tono con la política energética del nuevo gobierno.

Del aniversario número 81 de la publicación del histórico decreto del general Lázaro Cárdenas habrá que esperar dos anuncios importantes, si es que no hay cambios de última hora: El del plan complementario para el rescate financiero de Pemex y la reducción en el precio de la gasolina.

Esa eventual baja de precio se la había adelantado aquí el 16 de enero pasado (AMLO prepara anuncio: ¿bajará la gasolina? https://bit.ly/2RS9MqS)

Pero en sentido contrario a lo sugerido entonces, las gasolinas registraron aumentos desde finales de febrero pasado, con lo que López Obrador transitó de la promesa de campaña de “cero gasolinazos”, a la matizada de “no aumentos más allá de la inflación” y, finalmente, a un ajuste al alza.

El propio AMLO reconoció el lunes pasado que las gasolinas Magna y Premium “han subido por la tardanza en la aplicación del mecanismo de regulación que utilizaremos”.

Y la tarde de ese mismo lunes quedó listo. Hacienda modificará la fórmula con que se fija el estímulo al Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS) aplicable a combustibles, para desvincularlo de elementos que no son determinados por el gobierno. El que más incidía en que el estímulo fiscal no se reflejara suficientemente en el precio al consumidor era el de los márgenes de utilidad fijados libremente por las empresas expendedoras y que crecieron 60% entre el primer bimestre de 2018 y el mismo periodo de este año.

Se trata, en suma, de un manejo mas racional de dichos márgenes y, por supuesto, de un subsidio fiscal, aunque la pretensión inicial del gobierno era no echar mano de ese mecanismo y, aun así, mantener los precios.

¿Hay disponibilidad, sin endeudarnos, de esos recursos fiscales? Economistas del Colegio de México y de la UNAM consideran que sí. El gobierno espera una buena captación fiscal en el primer trimestre del año. AMLO informó el lunes que durante los dos primeros meses de 2019 sumó 703 mil 900 millones de pesos, ocho mil millones de pesos más que lo presupuestado para el bimestre y 2.6% más que en el mismo periodo del año pasado.

¿Por qué?: 1. Hay más consumo interno (el Índice de Confianza marca 25.5 puntos contra los 4.7 puntos que tuvo EPN en su último año); y 2. El freno al huachicol ha derivado en más impuestos que pagan quienes venden combustible de forma legal.

Pero un nuevo componente del posible anuncio de marras es que el estímulo fiscal se concentrará en el precio de la gasolina Magna que es la que consumen los deciles económicos de la población menos favorecidos.

El otro posible anuncio, el del plan complementario de rescate de Pemex, se sustenta, a saber, en dos componentes: el aumento en 70 mil millones de pesos en los ingresos de la petrolera (que era lo que perdía por el huachicol) y la reducción a su pesada carga fiscal, actualmente de 90% de sus ingresos totales. Se estima que dicha carga baje a 75%, lo que liberaría 15% de los ingresos para capitalización, 5% para gasto corriente y 5% para invertir en tecnología.

El 5 de febrero pasado AMLO había anunciado su plan para salvar a la petrolera, al que calificadoras como Fitch, Moody’s y Standar & Poor’s consideraron insuficiente. Ayer, sin embargo, se conoció el dato de que, con el aval de Morgan Stanley, los bonos de deuda de Pemex han tenido en este marzo su mejor mes desde octubre pasado. Una buena lectura de los mercados.

Instantáneas:

1. RÉPLICA. EL UNIVERSAL publicó ayer la carta aclaratoria del secretario de Operación Política del PRI, Jorge Márquez en relación con lo publicado el miércoles en esta columna. Rechaza categóricamente formar parte del equipo o cuarto de guerra de cualquier aspirante a dirigir al partido. Entiendo que como parte del actual CEN tricolor está estatutariamente impedido de respaldar a cualquiera de ellos. Debería convencer a varios diputados y senadores del tricolor que lo ven en el bando de José Narro.

2. CAMBIOS. El comisionado del Instituto Nacional de Migración, Tonatiuh Guillén designó a Emma Nataly Martínez García como subdelegada federal en el aeropuerto internacional de la ciudad de México. Ella es una abogada con amplia experiencia en materia migratoria y especialista en derechos humanos y transparencia. Este nombramiento se da en medio de la implementación de medidas radicales contra la corrupción, el “tortuguismo” y el maltrato a miles de extranjeros que diariamente transitan por las dos terminales migratorias del AICM.

3. AMENAZA CONJURADA. No habrá huelga en Walmart. La CROC se desistió del emplazamiento a 132 unidades de la tienda de autoservicio planteado para el próximo miércoles, luego de que la empresa accedió a un aumento salarial promedio anual de 5.5% y a iniciar un nuevo régimen de contratación colectiva.

raulrodriguezcortes.com.mx

@RaulRodriguezC

Publicado por El Universal