Imparten en San Lázaro la conferencia magistral “Regeneración celular a base de inductores”

Ciudad de México, 3 de agosto de 2022

La Comisión de Salud, que preside el diputado Emmanuel Reyes Carmona (Morena), organizó la conferencia magistral “Regeneración celular a base de inductores”, con el propósito de profundizar el conocimiento sobre un tema que debe tener mayor difusión entre la población.

El diputado Reyes Carmona indicó que este espacio de análisis e investigación aporta un precedente relevante para trabajar de manera vinculante y generar acuerdos en favor de la salud.

“Nuestra obligación es que, a través de la legislación que nos compete atender, se beneficie a la población en el rubro de la salud”, comentó.

Explicó que la regeneración celular a base de inductores es una técnica innovadora que ayuda a tratar padecimientos crónicos degenerativos, como el cáncer, la diabetes o enfermedades neurodegenerativas. “Contribuye a regenerar las células dañadas y disfuncionales, ya sea por la enfermedad o el proceso del envejecimiento”.

Por su parte, la diputada Araceli Ocampo Manzanares (Morena) dijo que apoyará todo lo que coadyuve en la materia, ya que no son tantos los médicos que sobresalen en temas tan específicos como la regeneración celular.

“Es un tratamiento terapéutico y esperanzador; veremos si se requiere otro foro al que asistan nefrólogos, a fin de hacer algo más por los pacientes”, dijo.

La diputada Margarita García García (PT), quien impulsó el evento, informó que el fin de la terapia es ayudar a pacientes con cáncer, diabetes y personas que tienen enfermedades o secuelas en las que este tratamiento pueda ayudar.

“Hay que difundir esta información entre las personas que piensan que no hay una oportunidad; decirles que hay esperanza de brindarles una mejor calidad de vida”, señaló.

Conferencia magistral

Al impartir su conferencia magistral, Gerardo Martín González López, inventor de la terapia de regeneración celular a base de inductores, explicó que la técnica consiste en que las moléculas correctas lleguen a un receptor y estimulen la rectificación de las células madre, disminuidas o perdidas por enfermedad, y dar una segunda oportunidad a los pacientes, en especial quienes enfrentan algún padecimiento crónico-degenerativo.

Aclaró que no se trata de una cura a todas las enfermedades. Es una terapia que no busca competir con otra, pero que se usa cuando las demás opciones han fallado. “Es un tratamiento terapéutico que puede dar una esperanza más”.

Texto y Foto: Cámara de Diputados