México promueve la protección oceánica en el marco de la IX Cumbre de las Américas

Los Ángeles, California, 9 de junio de 2022

México suscribió la Declaración “Américas por la Protección del Océano” en el marco de la IX Cumbre de las Américas

México busca fortalecer la integración y cooperación regional para elevar el nivel de ambición y efectividad de los esfuerzos que realizan los países del continente en materia de protección del océano a través de instrumentos como las Áreas Marinas Protegidas, Corredores Marinos y Otras Medidas Efectivas de Conservación Basadas en Áreas, particularmente en el océano Pacífico

En el marco de la IX Cumbre de las Américas, llevada a cabo actualmente en la ciudad de Los Ángeles, California, los gobiernos de Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Estados Unidos, Ecuador, Panamá, Perú y México suscribieron hoy la Declaración Política “Américas por la Protección del Océano” promovida por el Gobierno de Chile.

La Declaración tiene por objetivos principales incrementar la cooperación entre los países del continente mediante el establecimiento de una coalición que creará un espacio de colaboración y coordinación a nivel político relativo a las Áreas Marinas Protegidas (AMP), Otras Medidas Efectivas de Conservación Basadas en Áreas (OMEC), corredores ecológicos marinos y otras diversas acciones orientadas a la protección del medio marino.

El fortalecimiento de la gobernanza, así como el intercambio y desarrollo de conocimiento científico, de experiencias y mejores prácticas vinculadas a una gestión efectiva de las AMP y las OMEC, son elementos que también se integraron a la referida declaración.

Asimismo, esta iniciativa resalta la posibilidad de explorar oportunidades de cooperación con pueblos indígenas, entidades no gubernamentales, organismos internacionales, entre otros actores, con el fin de alcanzar los objetivos planteados en la misma. Además, contempla un sistema de coordinación de atención a lo suscrito que se espera sea administrado por dos países cada dos años, comenzando con Chile y Canadá, y cuyo liderazgo después sea transferido a otros países de la coalición por rotación alfabética.

Es importante resaltar que México actualmente ya protege un 22.05% de su superficie marina principalmente bajo el instrumento de AMP; también, cuenta ya con acciones alineadas a la Declaración, ya que, en noviembre de 2021, el Parque Nacional Revillagigedo se integró a la Red de Áreas Marinas Protegidas del Corredor Marino del Pacífico Este Tropical (CMAR). Este último es precisamente uno de los corredores marinos estratégicos de la iniciativa suscrita, sobre el cual se pretende identificar mayores oportunidades para redes e iniciativas nacionales, regionales y globales vinculadas a instrumentos de protección.

México reafirma su compromiso con el fortalecimiento de la cooperación técnica y financiera, particularmente en beneficio de la región, para alcanzar de manera conjunta objetivos planteados para un manejo efectivo de AMP y OMEC, incluyendo lograr la meta global de proteger como mínimo el 30% de la superficie marina global al 2030.

Asimismo, México, como uno de los 16 países miembros —incluido Chile— del Panel de Alto Nivel para una Economía Oceánica Sostenible, prioriza esfuerzos para hacer realidad la visión de una protección eficaz, que vaya de la mano con una producción sostenible y una prosperidad equitativa para crear una triple ganancia para las personas, la naturaleza y la economía.

México es un país bioceánico, con más de tres millones de kilómetros cuadrados de superficie marítima, siendo esta mucho más extensa que su superficie continental —1,959,248 kilómetros cuadrados—, por lo que atender la protección del medio marino y preservar y mejorar los medios de vida de las comunidades ribereñas es prioritario.

Por ello, y en congruencia con la Declaración, que señala que “se aprovecharán las conferencias internacionales para el seguimiento de la aplicación del plan de trabajo”, también se impulsarán estos intereses en los foros más inmediatos como la próxima segunda Conferencia de Naciones Unidas sobre los Océanos y la decimoquinta Conferencia de las Partes del Convenio de Diversidad Biológica.

Texto y Foto: SRE