Urge ajustar sanciones para desincentivar el robo de bienes culturales: Karina Rojo

Ciudad de México, 2 de junio de 2022

Se estima en 5 mil las piezas arqueológicas que hasta 2016 fueron objeto de búsqueda, al ser denunciados oficialmente como robados, dijo

Estas actividades pueden ser detonante de lavado de dinero, afirmó

“El robo y tráfico ilícito de bienes culturales se ha convertido en uno de los delitos más lucrativos en México. Se estima en 5 mil las piezas arqueológicas que hasta 2016 fueron objeto de búsqueda, al ser denunciados oficialmente como robados”, alertó la diputada Ana Karina Rojo Pimentel.

La parlamentaria del Grupo Parlamentario del Partido del Trabajo (GPPT) destacó que México es uno de los países con mayor patrimonio cultural en el mundo, situación que despierta la ambición entre la delincuencia organizada que se dedica al saqueo indiscriminado del tráfico de piezas arqueológicas. “Se estima que 9 de cada 10 piezas que han sido reportadas, nunca se recuperan”.

Ante este panorama, la petista presentó una iniciativa para reformar diversas disposiciones de la Ley Federal sobre Monumentos y Zonas Arqueológicos, Artísticos e Históricos, con el propósito de ajustar las sanciones económicas y las penas corporales, a fin de desincentivar la comisión de este tipo de delitos.

Argumentó que una de las principales razones que ocasionan la propagación del robo y tráfico ilícito de bienes culturales es la falta de aplicación de sanciones, así como la corrupción que existe al interior de las instituciones responsables.

“Estos actos están clasificados dentro de los delitos más redituables para el crimen organizado especializado en este tipo de actividades ilícitas, situación que ya es considerada como una amenaza de seguridad para el Estado mexicano, ya que dicha actividad puede ser detonante de lavado de dinero”, afirmó.

Finalmente, Rojo Pimentel señaló que el segundo propósito de esta reforma es armonizar la ley en materia de sanciones, para que las multas se establezcan utilizando la Unidad de Medida y Actualización (UMA) y no en salarios mínimos como se realizaba anteriormente.

“Desde hace tiempo el salario mínimo no se usa más como medida de referencia para cálculo de multas u otro tipo de parámetro, por eso es necesario actualizar este marco normativo”, concluyó.

Texto y Foto: Grupo Parlamentario del PT en la Cámara de Diputados